Caja Popular Mexicana

Share Button

La Caja Popular Mexicana fue fundada hace ya sesenta años. La Caja Popular Mexicana, es una persona moral con personalidad jurídica y patrimonio propios, de capital variable, sin fines de lucro, en la cual, la responsabilidad del socio se limita al pago de sus aportaciones, y en donde los socios unidos por un vínculo común, se agrupan para procurar la ayuda mutua a través del ahorro y el crédito.

Se trata, pues, de una cooperativa financiera, tal y como lo recoge la legislación mercantil y societaria de la República de México.

Al tratarse de una cooperativa financiera, cobran aún mayor importancia los valores por los que se rige,  la Caja Popular Mexicana.

Estos valores son los de la honestidad, la igualdad entre los socios, la ayuda mutua, la solidaridad, la equidad, la transparencia, la eficacia, etc.

Como tal cooperativa financiera, la Caja Popular Mexicana  brinda a sus socios y a los clientes en general una enorme variedad de líneas de crédito para la adquisición de vehículos, para la adquisición de una vivienda ya sea nueva o usada, etc.

Al ser una cooperativa financiera y como hemos señalado al principio, no tiene fin de lucro lo que le permite ofrecer a sus clientes unas condiciones muy interesantes y con unas tasas de interés muy ajustadas para el mercado.

Asimismo, la Caja Popular Mexicana brinda a sus clientes diversos tipos de cuentas de ahorro tanto para fomentar el ahorro en los menores con la Cuentamiga, la Cuenta Mexicana que permite no simplemente desarrollar los ahorros sino que le permite acceso a líneas de crédito como la Servicuenta que permite una liquidez inmediata del dinero depositado.

Pero lo que realmente distingue a la Caja Popular Mexicana no es sólo su importante compromiso social que rige su destino sino la ingente labor social, sobre todo, en el campo educativo.

La labor social de la Caja Popular Mexicana se centra, fundamentalmente, en la educación. Entendida ésta como un desarrollo del ser humano como tal y su mejor capacitación para el acceso a un empleo digno y bien pagado.

Este fin social se articula por medio de los talleres recreativos para menores ahorradores, los talleres productivos dirigidos a desarrollar, entre los socios de la cooperativa, habilidades y técnicas para desempeñar un oficio productivo mejorando así su economía familiar. Los cursos que se imparten abarcan oficios tan variados como la repostería, la carpintería, el corte y confección, mecánica, etc.

Asimismo, la Caja Popular organiza cursos dirigidos a los socios  tengan un conocimiento más profundo de la cooperativa, el marco legal que la regula, su filosofía y la forma en que los socios participan en el crecimiento de la misma.

Por  último, la Caja Popular Mexicana organiza cursos dirigidos a desarrollar las capacidades y  habilidades empresariales de los socios, propietarios de una pequeña empresa o negocio. Se intenta de esta forma ampliar y profundizar tanto los conocimientos como las técnicas para mejorar el rendimiento de la empresa o negocio. Es una forma más de aportar en el crecimiento y el fomento de la economía familiar mexicana.

Share Button

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.